lunes, 21 de mayo de 2012

Trabajando con organza

Flores Kanzashi Luna Llena

Una de las telas más difíciles de trabajar en la técnica de doblar tela es sin duda: la organza. Hace unos días vi unas fotografías de pendientes en organza y decidí hacer unos para probar. La verdad es un trabajo que requiere de mucha paciencia ya que es un tejido que tiene su propia voluntad y lo delicado que debe ser el pegamento a la hora de aplicarlo al pétalo. Luego de varias horas de trabajo el resultado son estos pendientes en verde azulado con perla en el centro. He quedado muy conforme con el resultado así que me propuse un nuevo reto: forrar los pétalos de raso con un cuadro de organza de similar color, la tarea no fue nada fácil pero luego de casi seis horas de trabajo el resultado es maravilloso. Mi broche primavera ha quedado fantástico.

Flores Kanzashi Luna Llena

El procedimiento es el mismo, se cortan los cuadros de tela (raso, algodón, shantung) luego al comenzar a doblarlos le adjunte el cuadro de la misma medida de organza. El reto fue tratar de mantener los tejidos unidos mientras seca el pegamento.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada